• Info@irlandaingles.com | +353852208869

visita-al-parque-phoenix-en-dublín

VISITA AL PARQUE PHOENIX DE DUBLÍN

1024 768 brian

Visita al parque Phoenix, el pulmón verde de Dublín.

Si vas a Dublín y te gusta la naturaleza, una visita obligada, a pocos kilómetros del centro, es el parque Phoenix. Considerado uno de los parques más grande de toda Europa por alcanzar la extensión de 700 hectáreas. En su día (siglo XVII) formaba parte de un parque de la Casa Real, pero a partir de 1747 se abrió al público.

Lo más destacado de esta reserva natural es la gran comunidad de ciervos que vive entre bosques y una extensa y variada vegetación. Lo más seguro es que te encuentres a más de uno en tu recorrido. Hay quien te recomendará que lleves pan para darles de comer y así poder tocarlos, pero en realidad, está prohibido alimentarles y advierten que mantengas una distancia de 50 metros.

ciervos-parque-phoenix

Alimentar a los animales no está permitido aunque muchos visitantes les llevan zanahorias y otros manjares.

El parque Fénix de Dublín está abierto al público todos los días del año, y la entrada es gratuita. Para llegar podrás coger el transporte público y tardarás unos 20 minutos desde el centro de la ciudad. Una buena manera de recorrerlo es en una de las bicicletas que alquilan en algunas de las entradas. Podrás disfrutar de unas cuantas rutas a lo largo del parque de hasta 14 km de largo y descansar bajo la sombra de cualquier árbol. Será la mejor manera de ver todo lo que el Parque Phoenix te ofrece ¡que es mucho!

Qué ver en tu visita al parque Phoenix

El monumento de Phoenix, una columna de estilo corintio que da nombre al parque y está rematada en lo alto con un Ave Phoenix.

La Cruz Papal (The Papal Cross) que se erigió tras la visita del Papa Juan Pablo II en 1979 en el lugar donde se ofició una misa para los fieles.

VISITA-AL-PHOENIX-PARK-EN-DUBLÍN

El monumento Wellington fue diseñado por Robert Smirke y la primera piedra fue colocada en 1817 pero abrió al público en 1861.

El testimonio de Wellington (The Wellington Testimonial). Levantado en honor al Duque de Wellington y que podrás encontrar fácilmente desde lo lejos ya que tiene 63 metros de altura, ¡es el obelisco más grande que hay en toda Europa!

Los jardines del pueblo (People´s Flower Gardens) cuenta con nueve hectáreas de horticultura victoriana, un precioso lago y zonas para disfrutar de un merecido descanso y un picnic.

El castillo de Ashtown. Junto al Centro de Visitantes se encuentra el Castillo completamente restaurado, una torre medieval que data del siglo XV. Aquí también podrás disfrutar de la finca de Ashtown en cuyos jardines y huertos victorianos hay charlas una vez al mes sobre paisajismo, jardinería y horticultura.

parque-phoenix

El parque se recorre muy bien en bicicleta y podrás disfrutar viendo diferentes tipos de aves y otros animales en libertad.

Qué hacer en el parque Fénix de Dublín

El zoo de Dublín que se inauguró en 1830 y se convirtió en uno de los primeros zoológicos del mundo. Encontrarás a más de 400 especies de animales diferentes en las casi 28 hectáreas y están divididos por zonas según los hábitats a los que pertenecen los animales. Podrás visitar a Asali, una bebé gorila que nació en 2019 y puedes ver en este video.

La casa del presidente. Sí, sí, has leído bien. El edificio llamado Áras Anuatchtaráin es la casa del presidente de Irlanda, un edificio de 1751 que guarda muchas similitudes con la Casa Blanca de Estados Unidos, pero con un tamaño bastante inferior. La casa está abierta al público los sábados así que, si eres curioso, ¡ve buscando un sábado libre en la agenda!

monumento phoenix

El Monumento Fénix es un monumento en forma de columna corintia con un ave fénix que renace de las cenizas en su pináculo erigido en 1747.

Además de todo esto, puedes practicar diferentes actividades como correr, jugar al polo, al cricket, y disfrutar de un maravilloso brunch en la célebre Victorian Tea Rooms junto al Zoo, o en The Phoenix Café a pie del castillo de Ashtown.

Merece la pena dedicarle una visita a lo que es, sin duda, el pulmón de la capital irlandesa. Por su gran extensión, te recomiendo que le dediques, al menos, medio día para poder empaparte de toda su belleza. Os dejamos también esta guía de la ciudad para aprovechar tu estancia al máximo.

¡Irlanda, un lugar para disfrutar!

 

Digiprove sealThis content has been Digiproved © 2020 IrlandaInglés

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.